Armando Iachini: Cuidado con el cansancio en el trabajo

La seguridad industrial es un conjunto de normas y mecanismos que deben cumplir las empresas y los trabajadores para garantizar el correcto desarrollo de las jornadas laborales. Concienciar a los empleados sobre la importancia de evitar accidentes y disminuir el impacto de las acciones industriales sobre los recursos naturales, es fundamental para dar cumplimiento a las regulaciones.

En nuestro país la seguridad industrial está contemplada en un marco jurídico según lo refleja la  Constitución de la República Bolivariana de Venezuela, la Ley Orgánica del Trabajo y la Ley Orgánica de Prevención, Condición y Medio Ambiente de Trabajo (LOPCYMAT) estos tres elementos marcan las directrices de todas las empresas.

Conocer los riesgos laborales es fundamental para evitar accidentes. Un trabajador fatigado incrementa la posibilidad de sufrir un accidente, por ello es fundamental el cumplimiento de las horas de descanso. El artículo 219 de la LOPCYMAT contempla el disfrute efectivo de periodos vacacionales, una vez que el trabajador haya cumplido un año de servicio ininterrumpido. El trabajador dispondrá de 15 días hábiles continuos para gozar de este beneficio con su respectiva remuneración. El incumplimiento de esta directriz puede acarrear sanciones a las empresas, por lo que ningún patrono puede negar el disfrute del periodo vacacional, una vez que esté vencido.

Un empleado cansado no tiene la misma capacidad de respuesta que puede tener uno que haya cumplido con el periodo de descanso mínimo. Todo individuo debe adoptar buenos hábitos de sueño, establecer un horario para dormir y fijar un ambiente de confort para recuperar las energías gastadas durante las jornadas de trabajo.

Armando IAchini: Vacaciones

Las compañías deben evitar que sus empleados sobrepasen las horas diarias de faena. En Venezuela la jornada de trabajo fue establecida en 8 horas diarias, un tiempo superior a ese podría desencadenar la fatiga en una persona, lo que representa un factor de riesgo laboral.

Por Armando Iachini

Ver fuente

Artículos Relacionados

Dejar una opinión