Construcciones verdes, entre la conservación y la accesibilidad

Muchos países del mundo se encuentran desarrollando el concepto de construcciones verdes para mantener un discurso coherente entre su actividad industrial y el cuidado de los recursos del planeta.

Es así como Estados Unidos, Alemania, Suiza y Japón, por mencionar tan solo a algunos, comienzan a incorporar a sus proyectos arquitectónicos el uso de materiales alternativos que son menos contaminantes, al tiempo que ahorran energía en cuanto a producción y desarrollan sistemas energéticos en pro de la conservación del agua y una disminución en el uso del preciado líquido.

Armando Iachini

El desarrollo debe ir de la mano con el compromiso, por lo que muchas empresas encargadas de la construcción en diversos países del mundo, han asumido el reto de velar por el entorno en cada uno de sus proyectos, incorporando nuevas técnicas, materiales y procesos que reduzcan su impacto ambiental.

Armando Iachini

No obstante, aún hay un asunto por resolver cuando nos referimos a estas nuevas construcciones verdes, y es que los materiales empleados en estos proyectos son sumamente costosos debido a sus características, lo que obliga a las empresas a invertir más en materia prima para el desarrollo de sus edificaciones.

Armando Iachini

El uso de tecnología de punta en estos nuevos proyectos, amigables con el ambiente, también requiere de las empresas una inversión mayor, lo que se traduce en los costos finales de estas edificaciones, que pueden resultar bastante costosas para compañías y particulares.

Los países y compañías que profesan un estilo de construcción verde, tienen nuevos desafíos, que no solo están vinculados con los aportes medioambientales de su gestión, sino también con las tarifas que manejan, ya que debe existir un punto de convergencia entre lo sostenible y lo accesible.


Source link

Artículos Relacionados

Dejar una opinión